Clonación_Maria_Iranzo

Lo prometido es deuda, ya tenéis aquí la segunda parte del post de la semana pasada. Hoy os hablare un poco más de la clonación, los tipos y algunas curiosidades a cerca de ella. Así que empecemos:

En primer lugar, quiero recordar que la clonación consiste en producir un organismo idéntico a otro genéticamente hablando. ¿Cómo? Utilizando la misma información genética: Se extrae el núcleo de una célula del organismo a clonar y se inserta en un óvulo sin núcleo. Destacar que el núcleo es la parte de la célula, en la que se guarda la mayor parte de la información genética. Hasta el día de hoy, se han clonado genes, células, tejidos e incluso organismos enteros como ya sabéis (La oveja Dolly entre otros).

Aclarar también que los clones no tienen por qué ser totalmente idénticos a nivel físico, ya que, además de los genes (que sí son los mismos), el ambiente en el que un organismo se cría afecta también a sus características físicas. Sin olvidarse, de que hay una pequeña parte de información genética, no se encuentra en el núcleo de las células si no en las mitocondrias, (otro orgánulo celular que no se transfiere en la clonación).

Si leíste el post anterior sabrás que la oveja Dolly no vivió lo esperado, sin embargo, hoy, 20 años después ya es posible clonar animales de manera totalmente exitosa y con la misma esperanza de vida que un animal normal. De hecho, actualmente hay gente que está clonando sus mascotas (perros y gatos, por el momento) por el “módico” precio de 90.000 euros.

Otra de las aplicaciones que hoy en día se le está dando a la clonación es recuperar especies extinguidas o intentar no perder las que están en peligro de extinción. Y como ejemplo os puedo poner el mamut, el cual se podría clonar gracias a la recuperación de la información genética de un ejemplar congelado, que se descubrió a causa del deshielo.

Y tampoco nos podemos olvidar de la clonación de animales con el fin de producir determinadas moléculas con interés para el ser humano, como por ejemplo fármacos. Sin embargo, en Europa, a día de hoy está prohibido comercializar carne o productos de animales clonados o sus descendientes para su consumo.

¿Creéis que de manera “natural” existe la clonación?

Pues sí, existe, debido a un tipo de reproducción que presentan, por ejemplo, las bacterias: la reproducción asexual. Que no consiste más que en la producción de dos células idénticas a partir de una única célula. En este tipo de reproducción no se produce combinación genética de dos progenitores (como si ocurre en la reproducción sexual, que se da por ejemplo, en mamíferos).

¿Y si hablamos ahora de seres humanos?

Primero, destacar, que se diferencian dos tipos básicos de clonación: la terapéutica y la reproductiva.

La terapéutica, como su propio nombre indica, tiene el fin de curar. Es decir, lo que se clonan son tejidos, o células humanas para ser utilizados como trasplantes o en investigación biomédica. La reproductiva, a su vez, se basa en la clonación de un ser humano completo.

Si os acordáis, os comenté que actualmente seriamos capaces de clonar un Neandertal. ¿Por qué? Por qué del mismo modo que el mamut, se puede obtener información genética de diferentes restos encontrados a lo largo de la historia. Eso sí habría que encontrar una mujer dispuesta a gestar a dicho individuo…

¿Y si hablamos de legalidad? ¿Están permitidas ambas clonaciones?

En España, está prohibida la clonación con fines reproductivos, es decir, clonar seres humanos  (ya sean vivos o muertos). Sin embargo, si se permite la obtención de células clonadas con fines terapéuticos (Clonación terapéutica) o de investigación; con la excepción de no crear preembriones o embriones humanos.

¿Qué opináis vosotros a cerca de este asunto? ¿Estáis de acuerdo? No dudéis en comentar.

 

 

Únete a los comentarios Un comentario

  • José Antonio Pardillos Lou dice:

    No estoy de acuerdo con clonar seres humanos, creo que es una aberración.
    Y si algun dia se llega a realizar, seguro que se nos escapa de las manos……
    Estoy seguro que la realidad superaría a la ficción.
    La humanidad sería menos humana.
    Una vez más, felicidades por la elección y exposición de los temas.
    Un besico.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar